Delitos de Mayor Connotación Social registran una baja de -2,5% en primer semestre en la región de Valparaíso

De acuerdo al Informe elaborado por las Divisiones de Coordinación Nacional y de Programas y Estudios de la Subsecretaría de Prevención del Delito, correspondiente al período enero-junio de 2019, los delitos de mayor connotación social (DMCS) disminuyeron en un -2,5% en la región, cifra que fue destacada por el Coordinador Regional de Seguridad Pública, Leonardo Olmos.

“La baja de un 2,5% en los delitos de mayor connotación social es una buena noticia y se ratifica con ello la tendencia a la baja que se viene dando desde el año pasado, gracias a que las estrategias implementadas en las sesiones STOP y en el análisis periódico que realiza el Intendente con las autoridades y las policías; nos permiten focalizar las acciones en el territorio y trabajar en conjunto para darle mayor seguridad a la ciudadanía”.

En los delitos de mayor connotación social se observa una importante baja de un -16,8% en el robo de vehículos y un -8% en el delito de robo en lugar habitado (cifras comparadas entre enero a junio del 2018 e igual período de este año). Se mantienen sin mayores cambios los delitos de robo con violencia (5,1%) y robo en lugar no habitado (3,6%).

 Distribución de delitos en la región

 En lo que respecta a las cifras generales, el Coordinador Regional indicó que los Delitos de Mayor Connotación Social (DMCS) concentran el 26,2% de los registros policiales totales; las Incivilidades un 35,3% y la Violencia intrafamiliar un 5,2%, en tanto que un 33,3% se lo lleva el resto de los casos policiales.

Las incivilidades ocupan la mayor parte de la distribución de casos policiales en la región, con un aumento significativo de un 18,4% en relación al primer semestre de 2018. Por ello, indicó el representante de la Subsecretaría de Prevención del Delito, “las gobernaciones provinciales y los municipios, junto a una serie de instituciones públicas, coordinan fiscalizaciones permanentes para disminuir el comercio ilegal, la venta de alimentos no autorizados en las calles, el consumo de alcohol en la vía pública y una serie de acciones que la comunidad percibe con preocupación porque generan un ambiente propicio para la delincuencia, por lo que se trabaja constantemente en esta materia”. Además, Olmos agregó que “el equipamiento tecnológico de drones que nuestra Subsecretaría implementará en la región, será una herramienta muy importante para ayudar a disminuir este alto porcentaje de incivilidades en la región”.

En el ámbito de la violencia intrafamiliar destaca el importante aumento de las denuncias, que presentan un alza de un 5,7% en relación al período enero-junio de 2018, logrando un 4,3% de aumento en los casos policiales. “Esto nos muestra que las mujeres –que son mayoritariamente las víctimas en este delito- se están atreviendo a denunciar y esto permite que se visibilice esta problemática que además es una prioridad para el Consejo Regional de Seguridad Pública, a fin de terminar con cualquier forma de violencia contra las mujeres”, indicó Leonardo Olmos.

Cifras provinciales

 En la región, el 50,4% de los delitos se concentran en la provincia de Valparaíso, seguida de las provincias de San Antonio con un 13,9%; Marga Marga 12,6% y Quillota con un 7,4%. Les siguen en concentración de casos las provincias de San Felipe con un 6,8%; Los Andes 4,5%; Petorca 3,7% e Isla de Pascua 0,7%.

Respecto a la frecuencia de delitos por comunas y su variación para el primer semestre 2018 – 2019, un total de 28 comunas presentan disminuciones: Calle Larga, Cartagena, Catemu, El Quisco, El Tabo, Hijuelas, Isla de Pascua, Juan Fernández, La Calera, La Cruz, La Ligua, Llayllay, Nogales, Olmué, Panquehue, Petorca, Puchuncaví, Putaendo, Quilpué, Quintero, Rinconada, San Esteban, San Felipe, Santa María, Santo Domingo, Villa Alemana, Viña del Mar y Zapallar.